DIMENSIÓN POLÍTICA

EL CONCEPTO

Fundación Comuniquemos su Misericordia

“EL BIEN COMÚN” Según Aristóteles “el bien es deseable en cuanto interesa a un solo individuo; pero tiene un carácter más bello y divino cuando interesa a un pueblo”. En la actualidad la prevalencia del interés general sobre el particular dentro de la política es objeto de gran polémica además de representar trascendental importancia, a diario escuchamos como la política influye directamente en las diversas facetas de la vida, como individuos y también como pueblo; en ese orden de ideas debemos reflexionar acerca del origen de dicha etimología lo cual nos conmemora que la política, al igual que el poder soberano del estado encuentran su fundamento y existencia en función del pueblo, y que dicha soberanía ha sido trasladada en cabeza de “unos pocos” elegidos por el mismo pueblo, para encontrar el equilibrio en el poder dentro de la colectividad. Ahora bien, una vez esbozada la idea anterior podemos manifestar que a lo largo de la historia han existido líderes generosos, desinteresados entregados a la realidad socio política y dedicados a defender los intereses del bien común encontrando el sentido correcto del ámbito político del cual emana su legitimidad, un gran ejemplo de liderazgo desinteresado, mediante la oposición a la injusticia atraves de la no- violencia fue Mahatma Gandhi, ejemplo de integridad y espiritualidad de todo su pueblo quien utilizo la paz y el amor para lograr la liberación de la India.

 

Sea este un llamado para empezar con el cambio, para atreverse a ser diferentes, para luchar por el bien común sobre los individuales, teniendo firmes los propósitos y principios, acompañados de la espiritualidad para ser líderes desinteresados a favor de toda la comunidad.

EL PROYECTO

Fundación Comuniquemos su Misericordia

El Proyecto La PESCCA de la Fundación Comuniquemos su Misericordia tiene un enfoque basado en la reflexión del hombre de hoy que por vivir sumergido en el hacer se está olvidando del ser, lo lleva a sentirse solo, vacío, por esto es necesario que trabajemos en dos campos muy importantes: ESPIRITUAL Y HUMANO en las dimensiones: Política, Económica, Social, Cultural, Comunicaciones y Ambiental.

 

DIMENSIÓN POLÍTICA Busca promover líderes con proyección social, sentido de pertenencia y responsabilidad utilizando la estrategia de formación con el proyecto Escuela de Formación Semilleros de Lideres, conocer, ser y hacer” se verá reflejado en una comunidad más organizada, donde lideran actividades para su beneficio y construcción de la paz.

EXPERIENCIA

Fundación Comuniquemos su Misericordia

Desde la dimensión Política del proyecto Pescca, La Fundación Comuniquemos su Misericordia busca tener más unidad y comunicación en el municipio de Pasto donde se lideran actividades para beneficios de la comunidad y construcción de la paz.

 

Esta dimensión tiene el componente de formación, que trabaja en el proyecto Escuela de formación “semilleros de líderes” “Conocer, ser y hacer” haciendo énfasis en formar seres integrales en lo espiritual y humano, en agosto se trabaja el valor de la tolerancia entendido como el saber respetar otras opiniones diferentes a las nuestras, se asume una posición que debe llevarnos a respetar otras formas de ser, a enriquecernos con esa diversidad, y por sobre todo a trabajar por el bien de los demás.

 

A través de un proceso continuo se forma líderes entusiastas que guían y aconsejan, comparten éxitos, se preocupan por las demás personas.

 

1. Un buen líder debe formarse para tener confianza en sí mismo para que las demás personas asuman las situaciones de la misma manera con confianza, responsabilidad y respeto.

2. Mantenerse firme pero amable: mantener unas reglas y unos límites sin utilizar el mando.

3. Debe ser un experto: tener cierto nivel de conocimiento.

4. Ser decisivo: para tomar ideas para sí mismo y para los demás

5. Preocuparse por sus seguidores, hacerles sentir que también son importantes

6. Creer en que todos pueden ser líderes.

 

Me formo para ser líder para conocer no lo suficiente de mí mismo sino también del papel que desempeño.

 

No podemos liderar a un grupo de personas si nos falta valor y confianza en nosotros mismos, al formarnos como líderes aprendemos a tener autodominio para poder encabezar a un grupo, también debemos aprender a planear un trabajo para poder ejecutarlo. Debemos aprovechar y valorar todos los dones, talentos, facultades que Dios nos ha regalado para servir a los demás.

 

LA FAMILIA

Fundación Comuniquemos su Misericordia

La tolerancia nace en la familia y es necesario que como padres y madres reflexionemos al respecto y nos hagamos responsables del ejemplo que damos.

 

Tolerar no es “aguantar” las diferencias, sino reconocer y celebrar la diversidad. Educar hijos tolerantes significa prepararlos para integrarse mejor a un mundo cada vez más diversificado.

 

En la dimensión Política, la tolerancia implica el hecho de escuchar y hacer el esfuerzo de comprender el pensamiento del otro, y fundamentalmente, de aceptarlo como algo tan válido como el nuestro.

 

La lección empieza por casa permitiendo que se escuche la voz de cada quien: hombres, mujeres, niños, adolescentes y ancianos sin que sean marginados de las iniciativas y la vida común. Exige, asimismo, que los adultos tengamos un ánimo conciliador que nos permita tomar decisiones sensatas y firmes.

 

Dirección

Dirección

Teléfono

315 416 6780